4 señales de que eres una novia tóxica, ¡evítalas!

4 señales de que eres una novia tóxica, ¡evítalas!

Está claro que ninguna relación se desarrolla como miel sobre hojuelas y ningún ser humano es perfecto. Pero hay de casos a casos. Puede que te sientas muy enamorada de tu chico y al mismo tiempo tengas miedo de hacer algo que pueda interponerse en su relación. ¿Cómo saber si eres una novia tóxica y dejarlo de ser para no acabar con tu noviazgo?

LO PRINCIPAL EN UNA RELACIÓN ES LA COMUNICACIÓN

No cabe duda de que lo más importante en cualquier relación, sea laboral, familiar o sentimental, es la comunicación. Con una buena comunicación evitas malentendidos y puedes hablar con las personas de manera directa.

¿CÓMO SABER QUE ERES UNA NOVIA TÓXICA?

Puede considerarse que hay muchas señales que delatarían a una persona tóxica, pero cuatro son las más comunes. Si las tienes y no deseas perder tu relación, lo mejor será hacer algo al respecto.

1. DESCONFIANZA.

Puede que al principio no muestres tanto tu desconfianza hacia la otra persona. Lo primero son preguntas, pero poco a poco conforme sientes que pierdes el control de la situación o tienes temor de algo peor, comienzan las exigencias. Para la otra persona eso se vuelve una obligación de rendición de cuentas. Prácticamente le pides una lista de todo lo que tiene que hacer durante el día para saber todos sus movimientos.

2. RECLAMOS.

Al principio de la relación puedes aceptar no estar todo el tiempo con tu pareja, pero poco a poco empiezas a exigir más. Reclamas y exiges más y más tiempo haciendo que la otra persona se vea entre la espada y la pared por cumplirte a ti y seguir haciendo sus actividades.

3. DESGASTE EMOCIONAL.

Cuando estás con tu pareja lo único que haces es reclamarle sobre su comportamiento o sobre cualquier situación. Lo único que consigues con eso es que tu pareja se desgaste física y sentimentalmente. Puede llegar un momento en el que se canse de tus reclamos y diga algo que a ti no te parezca.

4. CRITICAS A TODO Y TODOS.

Puedes dar tu opinión sobre cualquier tema, pero algo muy distinto es descalificar o imponer tus ideas. Es lo que haces la mayor parte del tiempo, agrandando los errores y demeritando lo bueno.

¿Eres una novia tóxica?