9 técnicas que calman hasta el peor berrinche del mundo. Si tienes hijos te va a ser de mucha ayuda.

9 técnicas que calman hasta el peor berrinche del mundo

Ser madre es una de las mayores dichas que puede tener una mujer, desde el primer momento en que sabe que dentro de ella habita un pequeñito ser, la felicidad invade completamente su vida, claro, pueden existir excepciones que piensan completamente diferente y es respetable.

Pero quienes ya tienen un tesoro en su vida, estarán de acuerdo que ser padre o madre es un papel sumamente complicado, lleno de desafíos, tareas y retos.Conforme los niños crecen, los problemas aumentan, son muchos los cambios que suscitan y también con ello las responsabilidades suelen ser más. Pero la recompensa de que ese pequeño ángel te llame papá o mamá al final del día, te de un beso o un abrazo o te dedique un te quiero, compensa todo.

El carácter de un niño al igual que un adulto suele variar considerablemente, es por eso que en esta ocasión tenemos para ti 9 maravillosas técnicas que te servirán mucho para lograr calmar a tus pequeños cuando estos están en sus cinco minutos de berrinche o muy molestos. Toma nota:

1.- Llévalo a dar un paseo. 

Para que se tranquilice un poco, invítalo a dar un paseo, el cambiar de escenario es una buena estrategia, sobre todo cuando el lugar es de su agrado, por ejemplo un parque logrará que se distraiga con los juegos y que el enojo se le pase, además de que descargará toda la tensión.

2.- Mantente firme pero sin enojarte. 

Háblale firme pero sin gritar, si en casa hay límites o reglas, encárgate de que las cumpla y si no, impón alguna sanción, así el niño sabrá que al no cumplir tendrá que asumir las consecuencias. Solo no recurras a los gritos o golpes pues esto solo terminará empeorando la situación.

3.- Hazle un chiste. 

Para una mala situación, un buen chiste es lo mejor. Siempre funciona, rápidamente verás como el semblante de tu pequeño cambia cuando le digas algo cómico.

4.- Abrázalo. 

Esto depende mucho del temperamento del niño pues habrá quienes lo acepten y quienes terminen molestándose aún más, pero si lo acepta, la calidez de tus brazos lo calmarán y esto ayudará para que dialoguen.

5.- Previene las rabietas. 

Explícales la razón de las órdenes que le das, si sólo le exiges o prohíbes, darás pie a que se niegue o aquello que no puede hacer lo haga sin más. Dale razones y entonces vas a prevenir rabietas.

6.- Míralo con amor pero sin dejar de mantenerte firme.

Mantente firme en aquello que le dices pero con una mirada dulce y no llena de coraje, explícale el porqué de las cosas, que todo es por su bien, porque lo quieres y te preocupa su bienestar, además, que todo lo que le dices le ayudará a ser una buena persona en el futuro.

7.- Cántale una canción. 

La música ayuda mucho a la relajación, eres su mamá, entonces conocerás su gustos, motívalo a que cante junto contigo o tararéale una canción, terminarás por contagiarlo haciéndolo que se relaje y olvide el mal momento.

8.- Enséñale a respirar profundamente y contar hasta diez. 

Desde muy pequeños debemos enseñar a los niños a respirar profundo y reflexionar sobre sus actos. Cuéntale hasta diez, haz la técnica junto con él y entonces proponle hablar tranquilamente.

9.- Dialoga con él. 

Cuando se encuentre en su rabieta, habla con él tranquilamente, explícale porque están mal sus acciones y hazlo comprender por las buenas.

Aplica estas técnicas y evita que las rabietas de tus pequeños te hagan pasar vergüenzas. COMPARTELAS con tus amigos y no olvides regalarnos un +.