“Esclavas de la moda”, la campaña que muestra las marcas que nos deja la ropa en el cuerpo

Muchas veces no usamos lo que nos hace sentir más cómodos si no lo que ciertos estándares de moda indican que está bien. Un escenario que empeora para el 68,81% de los argentinos que dicen tener problemas para encontrar talles grandes, según una encuesta realizada por la organización social AnyBody Argentina.

Esto obliga a la mayoría de la población a usar prendas que apenas lo dejan moverse, obligados por la industria. Medias que ajustan los gemelos, jeans que aprietan y marcan los muslos, y corpiños que no cumplen su función de sostener pero terminan raspando el pecho.

Una agencia brasileña se ocupó de mostrar la problemática de la manera más cruda: ilustrando cómo queda un cuerpo después de vestirse como la moda lo deja. Bajo la consigna Don’t be a fashion slave (No seas esclava de la moda), el creativo Márcio Nazianzeno trabajó para la marca VK Plus Size que hace ropa para mujeres reales.

Sin talles grandes: comprar ropa puede convertirse en una verdadera odisea.